Entrega en 24-48 horas para toda la península — Envío gratuito a partir de dos libros

Nacho Romon
Terapia Regresiva, más allá de la hipnosis
25 de enero de 2024
Lectura +10 min
Terapia Regresiva, más allá de la hipnosis. Nacho Romón

La Terapia Regresiva no es magia, aunque a veces lo parezca, ni soluciona la vida en una sola sesión, aunque haya experiencias de regresión que cambien absolutamente nuestra percepción de la realidad y puedan solucionar cuestiones importantes que nos afectan en nuestra vida actual.

 

¿Para qué sirve la terapia regresiva?

 

La Terapia Regresiva nos ayuda a conectarnos con hechos que sucedieron en el útero materno, el nacimiento o la infancia, aunque también pueden haber ocurrido en la adultez o experiencias de vidas pasadas, y que generaron patrones de conducta que nos están afectando negativamente en el momento actual, dificultando o impidiendo nuestro crecimiento personal, profesional y social.

Cuando en mi vida experimento sensaciones que no tienen que ver con la situación presente, como por ejemplo fobias, emociones no deseadas ni entendidas como la ansiedad o la angustia, pensamientos intrusos que dificultan nuestra existencia, o incluso enfermedades sin explicación médica, lo que está ocurriendo es que una parte de mí, mi inconsciente/alma, está viviendo otra realidad que aún no ha terminado para ella, pues en esa experiencia pasada no pudimos decir ni solucionar todo.

 

Traumas, bloqueos del pasado y mecanismos conductuales

 

Estas experiencias no resueltas del pasado producen también bloqueos en los puntos energéticos principales de nuestro cuerpo (plexo solar, pecho, garganta, etc.). Estas energías emocionales despiertan a su vez patrones de conducta, mandatos, creencias y sensaciones físicas que condicionan el comportamiento cotidiano, sin tener consciencia de ello. Cuando ante una situación determinada reaccionamos emocionalmente sin poder evitarlo, se debe a que en un nivel inconsciente se está reviviendo una experiencia que se reactivó con la situación presente. Por ejemplo, una persona a la que de pequeña encerraban en una habitación oscura para castigarla, puede desarrollar claustrofobia. Cada vez que se encuentra en un lugar cerrado puede experimentar la misma angustia y sensación de abandono, por asociación, que sufría en la infancia. A través de la Terapia Regresiva la persona tiene la oportunidad de revivir la experiencia traumática y tomar conciencia del paralelismo con las reacciones físicas, mentales y emocionales que se repiten en la actualidad.

Solamente las experiencias que no podemos resolver emocionalmente, y los pensamientos asociados, producen un atrapamiento, el atrapamiento del alma, y esto es lo que está provocando el conflicto en el presente.

 

¿La Terapia Regresiva resuelve el bloqueo reviviendo la experiencia?

 

Terapia Regresiva, más allá de la hipnosis. Nacho Romón

Nacho Romón, especialista en Terapia de Regresión o Terapias de Vidas Pasadas

No todas las terapias regresivas son iguales, muchas de ellas son poco resolutivas porque solamente acceden al recuerdo, sin resolver el trauma. Hace algunos años, en una conferencia que impartí, una mujer de mediana edad intervino manifestando que después de una sesión de regresión necesitó tres meses de terapia con un psicólogo, pues quedó impactada y traumatizada por la experiencia. Le pregunté cómo había sido el proceder de la sesión, y me dijo que el terapeuta la había conectado con una emoción que tenía desde niña y, al acceder al recuerdo escondido que originó esa emoción, descubrió que había sido abusada por su padre cuando tenía cinco años. Le pregunté qué más hizo el terapeuta una vez descubierta esa experiencia, y me contestó que nada, que ahí terminó la sesión.

Ese es un claro ejemplo que lo que no es la Terapia Regresiva, de hecho, ese proceder no se puede considerar ni siquiera terapia. A eso lo denomino hacer un viaje turístico al pasado. Hacer esto es como si tenemos un dolor en el lado derecho de nuestro bajo vientre, vamos al médico, y el médico estima que podría ser una apendicitis, seguidamente nos hace una incisión y descubre que, efectivamente, nuestro apéndice está provocando una infección grave en la zona, y termina ahí su intervención, sin extraer el apéndice ni cerrar el corte que ha realizado. Realmente saldremos peor que cuando entramos.

 

Fundamentos de la Terapia Regresiva

 

Toda regresión debe seguir una serie de pasos para resolver el conflicto actual. Estos pasos son lo que llamamos los Fundamentos de la Terapia Regresiva:

  1. Hacer consciente lo inconsciente: se trata de revivir la experiencia responsable del síntoma, que está en el inconsciente/alma, y traerla a la conciencia del cuerpo físico. Para acceder a esa información la Terapia Regresiva utiliza los estados expandidos o ampliados de conciencia (EEC).
  2. Completar la experiencia: deberemos ayudar al paciente a que haga todo lo que no pudo hacer en la experiencia pasada, y a que diga todo lo que no pudo decir, para salir definitivamente del atrapamiento de la conciencia. También le ayudaremos a extraer la energía que quedó atrapada en la experiencia, y a recuperar la energía que perdió en la misma, volviendo a retomar con ello su equilibrio mental, emocional y físico.
  3. Terminar la experiencia. Trayendo al paciente a su estado de consciencia habitual, en el que puede recordar toda la experiencia vivida en la sesión.

Para realizar una regresión no hace falta hipnosis, ni tampoco relajación ni inducción. El terapeuta regresivo deberá darse cuenta y observar los síntomas que presenta el cliente, y utilizarlos como puerta de entrada a la experiencia responsable del síntoma.

La Terapia Regresiva se realiza con los ojos cerrados, induciendo al paciente a un estado expandido de conciencia, siendo el paciente consciente en todo momento de lo que dice y hace durante la sesión.

 

¿Qué consigues con la terapia regresiva?

 

El objetivo del trabajo personal basado en la Terapia Regresiva es revivir las experiencias traumáticas, o no entendidas, para adquirir conciencia de estas, agotar todas las emociones que se originaron en ellas y relacionar las decisiones que se tomaron en aquellos momentos con nuestra actitud en la vida actual, para liberarse de ellas, programando nuevas pautas de comportamiento más equilibradas y recuperando nuestra fuerza vital y equilibrio energético, físico y emocional.

Podríamos decir que el terapeuta regresivo es un mero acompañante del proceso de transformación personal del paciente, guiándolo en todo momento para que pueda, él mismo, descubrir el origen del problema a resolver en la sesión, ayudándole posteriormente a que pueda deshacerse de ese atrapamiento que se produjo en la experiencia pasada. De esta forma, el paciente tiene la oportunidad de revivir la experiencia, y tomar consciencia del paralelismo con las reacciones físicas emocionales y mentales que se repiten en la actualidad. Al resolver de esta forma el atrapamiento de la conciencia, se debilita o desaparece el síntoma.

Puedes profundizar más en la obra de Nacho Romón a través de su libro Posesión espiritual y almas perdidas 

Posesión espiritual y almas perdidas“Desde la explicación del proceso y las razones por las cuales un alma en proceso de desencarnar se convierte en un alma perdida, Nacho va describiendo el accionar y los efectos que estas almas provocan en las personas vivas. A través de historias reales extraídas de su práctica clínica podemos comprender perfectamente de qué manera el mundo invisible ejerce su influencia sobre nuestras emociones y nuestro comportamiento hasta los síntomas y consecuencias más insospechados… A mi modo de ver este libro es una valiosa contribución para difundir la realidad y el trabajo terapéutico con las almas perdidas en el mundo de habla hispana…”.

—José Luis Cabouli

VALORAMOS MUCHO TU OPINIÓN

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

PUEDE QUE TAMBIÉN TE GUSTE

La práctica del té, un regalo milenario

La práctica del té, un regalo milenario

Lidia Piqué, sommelier de té, nos sumerge en el maravilloso uso de té para encontrar nuestra paz interior y la calma que nuestro cuerpo y nuestra alma nos reclama. Conoce su uso y sus secretos.

El calor del Amor, la nueva medicina

El calor del Amor, la nueva medicina

¿Es el Amor la nueva medicina? Descubre porqué el amor de un abrazo ayuda a sanar antes a los bebes. Y cómo el amor nos ayuda a nosotros a sanar día a día.

Cada dieciocho años el alma llama

Cada dieciocho años el alma llama

Entre Karma y Dharma, los Nodos Lunares indican la vía del alma. Conocer nuestro mapa astral nos ayuda a transitar nuestra vida de manera más consciente.